viernes, 27 de agosto de 2010

De tabaco, alcohol y publicidad en los sesenta

Efectivamente. Estoy hablando de Mad Men, seriaza donde las haya. Como ya prometí antes de irme de vacaciones, entrada sin spoilers dedicada a esta gran serie, que además le prometí ayer a Mallegh que hablaría de ella en el blog.

Al lío, pues. Mad Men es una serie lenta. De gestos, de diálogos, de cosas no dichas, de miradas. De intuir más que mostrar. Yo ya iba sobre aviso, aunque no esperaba ver una serie tan enorme. Es un retrato histórico a tener en cuenta del Estados Unidos de los primeros años 60. Una vez que superas el choque histórico es cuando empiezas a disfrutar del personaje principal, Don Draper, publicista, enigmático. Cada personaje está perfectamente pulido y todos encajan en el puzzle que revive una historia a priori no muy lejana pero de la que nos separan bastantes cosas.

Cuando una serie está tan bien hecha y cuida tanto cada detalle, verla se convierte en un placer. Cada capítulo me deja la sensación de querer ahondar más en la vida de Don, al que no sabes si amar u odiar según el momento, y antes de que te puedas dar cuenta Mad Men se convierte en una droga, y te ves enganchada a unos ejecutivos que fuman como cosacos y toman whisky en su oficina como quien ahora bebe un vaso de agua.

Apenas he visto 4 capítulos, pero cuando acabe la primera temporada haré una entrada en condiciones, porque hay mucho de lo que hablar. Mad Men lo merece.

3 comentarios:

  1. Yo empecé la segunda temporada hace unos dias... te va a encantar :)
    La atmosfera, los personajes, la moda, los hàbitos de la época, me encanta tooodo.

    ResponderEliminar
  2. @Fashion Limbo: Sí, la verdad es que me encanta toda la ambientación y lo cuidada que está. Y toda la ropa y los hábitos me parece un tema curiosísimo, me encantan algunos modelitos ^^

    ResponderEliminar
  3. Gracias Ishtar! He de reconocer que tanto esta como la de SoA, son dos series que no me hubiera puesto a ver si no es por tu recomendación. Alabo tu habilidad como "camella de series" y reitero mi más sentido agradecimiento.

    ResponderEliminar