jueves, 10 de junio de 2010

Una de mentiras: la season finale de Nurse Jackie

Aun en plena vorágine de exámenes, tenía que sacar un rato para hablar de la season finale de la segunda temporada de mi querida Nurse Jackie. Si bien el capítulo se emitió el lunes en USA yo lo ví ayer, y tengo que decir que es el capítulo que más he disfrutado de toda la serie.

A partir de aquí hay spoilers de la segunda temporada de Nurse Jackie, así que si todavía no has disfrutado de los "Years of service" del 2x12 no sigas leyendo.

Ahora que ya ha finalizado la segunda temporada es cuando más podemos ver todo lo que ha evolucionado. La mayoría de los personajes han crecido con la serie y esto hace que la segunda temporada mejore bastante comparada con la primera. Para empezar, la baja de MoMo y la incorporación de Sam. No es que hayamos salido ganando una barbaridad pero ese puntazo de Sam rompiéndole la nariz al doctor Cooper por acostarse con su novia me encantó. Eso jamás hubiera podido hacerlo MoMo. Después, Zoey. Ya comenté en la primera temporada que generalmente me sacaba de mis casillas con ese punto tan infantil y que estaba lejos de caerme mínimamente bien. Sin embargo esta temporada Zoey ha madurado, ha crecido y eso se nota. Ya en el 2x11 para mí ganó varios puntos con la forma que tuvo de cubrir a Jackie cuando esta se fue del hospital y ese principio que estamos viviendo de su relación con Lenny. Me gustó cómo empezó su historia en esta season finale, con el reloj y la salsa de pato.

Y ahora vamos con Jackie. Es decir, con las mentiras. Jackie vive una vida de mentiras, y ahora acaba de ver cómo todas sus mentiras caen una detrás de otra destrozando esa vida tan aparentemente perfecta que tenía. O'Hara y Kevin ya han descubierto su adicción a los fármacos y supongo que será cuestión de tiempo que Kevin descubra su lío con Eddie. O quizá no. Esta temporada ya no es perfecta y a Jackie ya no le salen bien las mentiras. Su matrimonio con Kevin está fracasando y su aventura con Eddie también. Después de que Eddie se hiciera íntimo amigo de Kevin intentando joder a Jackie, el farmacéutico del All Saints ha decidido apartarse de ella para que puedan recomponer su matrimonio. Creo que Eddie es el gran ganador de esta temporada, ya que ha conseguido que los problemas del matrimonio pasen por él y ha recuperado a Jackie, que era lo que quería, aunque después renuncie a ella en parte por su amistado con su marido.

Esa season finale nos deja por tanto a una Jackie entre la espada y la pared, a la que su marido y su mejor amiga acaban de llamar drogadicta, su amante se ha apartado de ella para que pueda reconstruir un matrimonio que ya está roto en unos cuantos pedazos. A pesar de que está acorralada nuestra Jackie conserva todo su desparpajo y esa escena final con ese "Blow me" es absolutamente genial.

Ah, no puedo dejar de decirlo: esa escena de Jackie y Thor bailando claqué para mantener despierto a Sam... hacía tiempo que no me reía así a carcajada limpia. Tengo muchísimas ganas de la tercera temporada de Nurse Jackie y muchas expectativas, así que espero que siga subiendo el nivel o, al menos, que no decaiga.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada